Imprimir esta Página

Noticias de psicología clínica en otros medios

Listado de las principales noticias sobre la psicología clínica en otros medios

Esta sección se elabora con diferentes algoritmos que de forma aumática tratan de seleccionar noticias relevantes en medios de comunicación de caracter generalista.

 

Earlier

Los seres humanos no actuamos de forma totalmente impredecible; detrás de nuestros actos hay una serie de metas, objetivos, la mayoría de los cuales son compartidos y pueden ser expresados en palabras.

Pero aquello que nos mueve a actuar no tiene por qué ser simplemente una necesidad concreta relacionada con nuestro estado fisiológico, como el hambre o el frío. Al ser animales racionales, somos capaces de crear nuevas formas de motivación mediante el pensamiento abstracto. Justamente de esto hablaremos en este artículo: acerca de los tipos de valores, los ideales que defendemos en el día a día.

Artículo relacionado: "Las 6 diferencias entre ética y moral" Qué son los valores?

Los valores son conceptos que guían nuestra manera de comportarnos. Cada persona tiene una escala de valores que expresa cómo se priorizan ciertos aspectos de la vida sobre otros, y cuáles son defendidos con mayor vehemencia.

Así pues, una persona que tenga en alta estima el valor de la paz tendrá una manera de ver las cosas muy diferente a otra persona que por encima de la paz valore la supervivencia, o que otra que defienda en primer lugar el respeto a las tradiciones, por ejemplo.

Tipos de valores

A continuación puedes encontrar una clasificación con los principales tipos de valores. Ten en cuenta que algunas de estas categorías se solapan parcialmente entre sí, y que un mismo valor puede pertenecer a más de una de ellas.

1. Valores personales

Este tipo de valores está definido por ser aplicado en el día a día a través de las acciones más sencillas y, especialmente, a través de los hábitos. Por consiguiente, los valores personales se caracterizan por aplicarse a prácticamente todos los ámbitos y contextos de la vida, no se limitan a un solo lugar o tipo de actividad.

Por ejemplo, el respeto por un hijo o hija acostumbra a ser un valor personal, ya que tiene vigencia en todos los contextos, pero la innovación no suele serlo, ya que bajo determinadas condiciones puede quedar relegado sin especiales conflictos internos.

Quizás te interese: "La teoría del desarrollo moral de Lawrence Kohlberg" 2. Valores laborales

Los valores laborales están relacionados con nuestra manera de actuar en un contexto profesional, es decir en el ámbito del trabajo. Por ejemplo, se entiende que si los valores laborales de una persona no encajan con los valores de la empresa, se crea un conflicto implícito que genera incomodidad en el trabajador y problemas en [...]

Source: Noticias del Blog “Psicología y Mente”

Existen diferentes significados para la palabra energía, pero suele considerarse como la fuerza de acción o fuerza de trabajo que provoca cambios en algo, ya sea materia, organismos, objetos, etc.

La energía es un elemento básico en la naturaleza. Mueve los coches para que circulen por la autopista, hace volar los aviones para que nos lleven a nuestro destino vacacional, permite que tengamos luz en nuestro hogar, que podamos ver la televisión y que nuestros órganos funcionen correctamente.

Quizás te interese: "Las personas que transmiten energía positiva comparten estos 9 rasgos" Diferentes tipos de energía

La energía puede ser creada, almacenada o transferida de un lugar a otro o de un objeto a otro objeto de diferentes maneras. A continuación te mostramos una lista con los diferentes tipos de energía.

1. Energía mecánica

Este tipo de energía se asocia al movimiento y la posición de un objeto normalmente en algún campo de fuerza (por ejemplo, el campo gravitatorio). Se suele dividir en transitoria y almacenada.

La energía transitoria es la energía en movimiento, es decir, la energía que se transfiere de un lugar a otro. La energía almacenada es la energía contenida dentro de una sustancia u objeto.

2. Energía cinética

Es un tipo de energía mecánica, que se se asocia a los cueros que están en movimiento. Si no se mueve, no posee energía cinética. Depende de la masa y de la velocidad del cuerpo, es decir, cuanto más pesada es una cosa, y cuanto más rápido se mueve, más energía cinética tiene. Puede transferirse de un objeto a otro cuando los dos cuerpos se golpean. El viento al mover las aspas de un molino es energía cinética.

Quizás te interese: "La psicología de la atracción, en 12 claves" 3. Energía potencial

La energía potencial también es un tipo de energía mecánica, concretamente la energía almacenada. Para entender la diferencia entre la energía cinética y la potencial, puedes visualizar el video que se presenta a continuación.

4. Energía gravitacional

También es importante comprender la diferencia entre energía potencial y la energía gravitatoria. Cada objeto puede tener energía potencial pero la energía gravitacional se almacena solamente en la altura del objeto. Cada vez que un objeto pesado se mantiene alto, una fuerza o poder es probable que lo mantenga en equilibrio para que no caiga.

5. Energía sonora o acústica

La música no solamente nos hace bailar, sino que el sonido también contiene energía. De hecho, el [...]

Source: Noticias del Blog “Psicología y Mente”

“El más grande” (the greatest of all time), “el campeón del pueblo” (people's champ) y el “campeón de Louisville”, son algunos de los adjetivos calificativos que son reconocidas a nivel mundial para referirse al púgil más famoso y polémico de todos los tiempos: Muhammad Ali (1942 - 2016), o Cassius Clay, que fue el nombre con el que nació.

Algunas de las revistas de renombre mundial como The Esquire, The Time y Magazine, han exaltado la figura de Muhammad Ali como el deportista y personaje más influyente de finales del siglo XX. Todavía algunos, después de su muerte, siguen pensando que no ha habido ni habrá ningún otro como él, sobre todo por el contexto en el que la leyenda nació.

A continuación puedes encontrar una breve biografía de Muhammad Ali que va desde sus primeros años hasta su triunfo en el mundo del boxeo.

Artículo relacionado: "Los 8 tipos de racismo más comunes" Biografía de Muhammad Ali

Muhammad Ali, nacido como Cassius Marcellus Clay en el año 1942 en Louisville (Kentucky, EE.UU.), provenía de una familia negra de clase media que se ganaba la vida con el arte, ya que su padre se dedicaba a pintar retratos y representaciones religiosas para las clases privilegiadas blancas, cosa que gustaba poco al niño prodigio a causa de la segregación racial que vivía el país en aquella turbulenta época del Ku Kux Klan.

Atendiendo en la escuela secundaria como cualquier otro niño de la época, algunos hechos frustraron a Clay y marcaron su visión político-social de una manera muy prematura. Una vez, cuenta su madre Odessa Clay, le denegaron un vaso de agua por ser negro, hecho que enfureció a Cassius y volvió a casa pidiéndole explicaciones a su progenitora.

Recordemos que en Estados Unidos corrían tiempos de gran controversia por la contradicción de haber luchado en la Segunda Guerra Mundial por la libertad, al mismo tiempo que en el propio país se segregaba a las razas entre blancos y negros, y donde se podían ver carteles en los comercios tipo “aquí no se vende a negros”.

Quizás te interese: "Prueba de la Muñeca Clark: los niños negros son racistas" El boxeo, un accidente en su vida

Muhammad Ali jamás pensó en el boxeo, y mucho menos en convertirse en el icono que llegó a ser a nivel global. Un hecho anecdótico, circunstancial, le cambiaría su vida para siempre: el robo de su bicicleta. Emprendió su caza al [...]

Source: Noticias del Blog “Psicología y Mente”
¡Mi niño no quiere comer! ¡No le gusta nada! ¡Rechaza casi toda la comida! Estas son algunas de las quejas más comunes de los padres de los niños que no quieren comer, un problema que en el ámbito de la Psicología se conoce como “alimentación selectiva”. En esos casos, la hora de la comida puede convertirse en un auténtico calvario tanto para los niños como para sus padres. [...]
Source: Ricón de la Psicología

Las diferentes especies que pueblan la naturaleza se reproducen de diferentes formas. Una de ellas es la reproducción sexual. Este tipo de reproducción requiere de la existencia de estructuras diferenciadas que permitan que dicha reproducción se lleve a cabo, existiendo en una gran cantidad de especies (entre ellas la nuestra) dos sexos biológicos diferenciados. Y en muchas de éstas ambos sexos presentan diferencias a nivel morfológico biológico más allá de lo gonadal. Se trata del dimorfismo sexual: cada uno de los sexos de una misma especie tiene unas características determinadas a nivel biológico.

El ser humano es una de las especies en las que se observa dicho dimorfismo. A continuación os indicamos algunas de las principales diferencias biológicas entre hombres y mujeres.

Artículo relacionado: "Las 5 diferencias entre sexo y género" Principales diferencias biológicas entre hombre y mujer

Originalmente, todos los organismos humanos empiezan a desarrollarse con características femeninas para posteriormente o bien empezar a masculinizarse biológicamente debido al efecto de determinadas hormonas como la testosterona o bien continuar dicho desarrollo feminizado. En algunos casos dicha masculinización no se da a nivel completo, o se produce en parte a pesar de tener un cariotipo sexual femenino (ello explica trastornos como el síndrome de Turner, en que un hombre a nivel genético desarrolla un cuerpo de apariencia femenina, o la intersexualidad en que se desarrollan características físicas intermedias).

Independientemente del caso, una vez asignado el sexo cromosómico y biológico las características físicas que se van a ir desarrollando en el feto van a ser ligeramente distintas (inicialmente con diferencias poco perceptibles) y van a provocar que a la larga vayan apareciendo diferencias biológicas cada vez más visibles (especialmente a partir de la adolescencia debido a los cambios hormonales). A continuación indicamos algunas de las principales diferencias biológicas entre hombres y mujeres.

1. Diferencias cromosómicas

Una de las diferencias biológicas entre ambos sexos, que provoca de hecho la distinción entre hembra y macho, se encuentra en los cromosomas sexuales. Mientras que la mujer tiene dos cromosomas X (siendo XX), en el hombre existe un cromosoma X y un cromosoma Y (XY) que generará entre otras cosas una síntesis diferenciada de proteínas y hormonas.

Asimismo, esta diferencia provoca que por norma general el varón sea más proclive a padecer trastornos genéticos vinculados a los cromosomas sexuales, al tener la mujer dos copias del mismo cromosoma que puede generar que el mismo problema no llegue a expresarse.

2. Diferencias [...]
Source: Noticias del Blog “Psicología y Mente”

Un artículo investigativo de Rieger y colaboradores (2016) sugiere que las mujeres casi nunca son exclusivamente heterosexuales, sino que la mayoría se excita tanto al ver imágenes de hombres como de mujeres atractivas. A continuación analizaremos este estudio por tal de que el lector pueda valorar el grado de credibilidad de esta atrevida afirmación.

Artículo relacionado: "Terapia sexual: qué es y cuáles son sus beneficios" El estudio de la Universidad de Essex

Recientemente un equipo de investigación de la Universidad de Essex liderado por el psicólogo y antropólogo Gerulf Rieger ha publicado los resultados de sus estudios en torno a las diferencias entre los hombres y las mujeres en la respuesta a estímulos sexuales. Estos autores también analizaron las peculiaridades de estos patrones en personas homosexuales.

El artículo de Rieger y colaboradores se basa en dos estudios realizados por este equipo. El primero de ellos se centró en las respuestas genitales asociadas a la excitación sexual y en autoinformes sobre el grado de masculinidad o feminidad percibido por los sujetos en ellos mismos.

La segunda investigación, en cambio, se focalizó en un signo particular de la respuesta sexual: la dilatación pupilar o midriasis ante la presencia de estímulos sexuales. Asimismo se comparó de nuevo este elemento con el grado de masculinidad/feminidad, aunque en este caso fue medido por observadores externos además de mediante autoinforme.

Según afirman los autores de este estudio, sus hipótesis se basaron en distintas informaciones obtenidas en investigaciones previas. Un aspecto especialmente destacado en este sentido es la evidencia científica en torno a las diferencias en las respuestas sexuales de hombres y mujeres, así como las que se dan entre mujeres heterosexuales y homosexuales.

Quizás te interese: "10 formas de huir de lo monótono en la vida sexual en pareja" Diferencias en la excitación entre hombres y mujeres

Distintos estudios, incluido el del equipo de Rieger, han encontrado diferencias significativas en la reactividad a estímulos de tipo sexual en función del sexo biológico. En concreto, la respuesta sexual de los varones heterosexuales es específica para estímulos femeninos, pero la de las mujeres heterosexuales no lo es tanto para las imágenes masculinas.

Al parecer, la respuesta fisiológica (en este caso la dilatación de las pupilas) de los varones heterosexuales aparece de forma casi exclusiva cuando los estímulos elicitadores incluyen elementos femeninos. Éste sería el patrón típico en los varones que se consideran heterosexuales, aunque la respuesta puede variar en función del caso concreto.

Por contra, [...]

Source: Noticias del Blog “Psicología y Mente”

Enlace permanente a este artículo: http://noticias-psicologia.cpaaronbeck.com/noticias-psicologia-clinica-comunicacion/